La bestia de pisos de la yuca

La Bestia de Pisos de la Yuca es una película de terror B soltada en 1961. El sueco de estrellas de cine ex-luchador Tor Johnson y tanto se escribió y dirigido por Coleman Francis. Algunos críticos lo han caracterizado de una de las películas de la ciencia ficción peores hechas y uno de los peores absolutos, hasta sugiriendo que puede ser peor que el Plan 9 de Ed Wood del Espacio exterior.

Sinopsis

En la secuencia de precréditos, una mujer sin nombre (Lanell Cado) es estrangulada por un hombre no identificado después de terminar una ducha. Después de créditos, Joseph Javorsky (Tor Johnson), un científico soviético célebre, llega al Piso de la Yuca en los Estados Unidos después de la deserción. Javorsky lleva un maletín con varios secretos militares; el narrador de la película alude a la información sobre un alunizaje soviético.

Como Javorsky desembarca de su avión, él y sus contactos americanos son atacados por un par de asesinos KGB (Anthony Cardoza y John Morrison). Mientras los americanos se quedan para rechazar a los agentes KGB, Javorsky huye en el desierto, que anda para una gran distancia y quita la mayor parte de su ropa. Vagando en la variedad de una prueba nuclear americana, la radiación transforma a Javorsky en una bestia monótona. Se pone a matar a una pareja en su coche en un camino cercano, apuntando la búsqueda de dos policías llamados a Jim Archer (Bing Stafford) y Joe Dobson (Larry Aten).

Mientras tanto, una familia que pasa las vacaciones se arriesga a lo largo del mismo camino. Después de pararse en una gasolinera, los dos hijos jóvenes de la familia (Ronald y Alan Francis) vagan lejos en el desierto circundante donde finalmente encuentran y se escapan de Javorsky. Su padre (Douglas Mellor) los busca, pero es confundido para el asesino por uno de los policías, que busca al asesino del aire en un pequeño avión. El oficial abre el fuego con un rifle de alta potencia en el hombre inocente, que logra escaparse.

Finalmente la familia se reúne y el brote de policía y mate Javorsky. Un conejo salvaje aparece y acaricia con el hocico su cuerpo sin vida.

Notas de producción

La película se filmó sin una banda de sonido. La narración, las voces en off y algunos efectos sonoros se añadieron en la postproducción. Para evitar necesidad tener de sincronizar el audio al cuadro, los caracteres sólo hablan cuando sus caras son fuera de la pantalla o no claramente visibles debido a oscuridad o distancia. Igualmente, durante escenas en las cuales las armas de fuego se usan, los hocicos de las armas son por lo general del tiro cuando las armas se disparan. La narración extensa se usa en lugar de puntos de complot comunicados a través del diálogo.

La película se abre con el asesinato que estrangula de una mujer (Lanell Cado) que acaba de andar de la ducha; se implica que el asesino molesta su cadáver. La personalidad del asesino nunca se revela y nunca hablan del asesinato después de esa escena. El asesino se viste como Javorsky después de la ráfaga, pero el asesinato nunca se menciona durante la película actual, tampoco hay cualquier lugar aparente en la narrativa donde se podría decir que ocurría. Según una entrevista por el historiador de la película Tom Weaver con el productor Anthony Cardoza de la película, la escena se añadió después de que la película era completa porque al director Coleman Francis le gustaron escenas desnudas. Algunas letras (como la que usada para el Teatro de la Ciencia del Misterio 3000 episodio y la letra en YouTube) se corrigen para mostrar a la mujer vestida para la duración de la escena (dirigiendo 0:01:21), con la única desnudez que es un breve destello del pecho como ella toallas ella misma delante de un espejo. La letra de DVD de AlphaVideo de 2003 tiene una versión ligeramente más larga de la escena (dirigiendo 0:01:33), donde muestran a la mujer desnuda ya que pone a un par de la ropa interior, con ambos pechos varias veces visibles antes no mostrado andar del cuarto.

Durante escenas del uso de armas, muchos caracteres parecen al principio haber sufrido heridas de la bala que amenazan la vida, sólo aparecer en escenas posteriores totalmente recuperadas sin signos visibles de haberse heridose.

Véase también

Enlaces externos



Buscar